El paso del tiempo nos permite acumular recuerdos y experiencias. Lamentablemente, también sumamos arrugas, flacidez, manchas y un notorio envejecimiento de la piel y es a partir de cierto momento cuando empezamos a pensar en el rejuvenecimiento facial.

Por muchas y muy diversas causas, la piel de la cara y del cuerpo comienzan un lento proceso de desgaste en el que pierden de forma significativa su brillo natural.

Una de las causas más comunes y de mayor incidencia es la exposición al sol, que provoca manchas y arrugas que en muchos casos son irreversibles.

Rejuvenecimiento facial

Tratamientos de rejuvenecimiento facial

En los últimos años han ganado bastante popularidad los tratamientos de rejuvenecimiento facial. Este tipo de procedimientos en medicina estética permiten conseguir una mejora del aspecto facial con diversos tipos de medidas.

Dependiendo del objetivo o la incidencia de las arrugas, las manchas o la flacidez, el médico especialista aconsejará seguir un tratamiento de rejuvenecimiento facial determinado.

Muchas mujeres recurren a procedimientos sencillos como cremas, sueros, o vitaminas, dependiendo del tipo de piel, mientras que otras mujeres eligen un tratamiento de rejuvenecimiento facial más completo para obtener un resultado más profundo y duradero.

¿Sueñas con que desaparezcan esas arrugas que te atormentan? ¿O sientes curiosidad por conocer cuál es el tratamiento ideal para ti?. ¡Sigue leyendo!, en esta completa guía la Clínica Ana Herráiz te daremos información sobre todos los tipos de tratamiento de rejuvenecimiento facial.

¿Qué son los tratamientos de rejuvenecimiento facial?

Los tratamientos de rejuvenecimiento facial son todos los procedimientos que evitan o corrigen el envejecimiento de la piel del rostro. Todos ellos tienen el mismo objetivo de eliminar o prevenir arrugas, impurezas en la piel y reducir los poros a través de varias técnicas que suelen ser combinadas.

Gracias a estos procedimientos, el colágeno se regenera y la piel comienza a tener un aspecto uniforme. Además, tonifica el rostro y elimina las imperfecciones.

Muchos especialistas recomiendan los meses de invierno para aplicar estos tratamientos, ya que en muchos de ellos es conveniente evitar el sol durante todo el procedimiento.

Hay tratamientos de rejuvenecimiento facial que son específicos para cada persona. Dependiendo del caso y de cuál es el objetivo, es posible recurrir a usar hilos tensores, tratamientos faciales con láser, rellenos de ácido hialurónico, peelings químicos o inductores de colágeno, como la hidroxiapatita cálcica.

Sea cual sea el tratamiento rejuvenecedor elegido, ayudará a eliminar manchas de la piel y a conseguir un rostro más fresco y juvenil.

¿Cómo saber cuál tratamiento de rejuvenecimiento facial es adecuado para ti?

Cuando se considera realizarse un tratamiento de rejuvenecimiento facial, una de las cosas más importantes es saber qué te molesta y que te gustaría cambiar. Otra es ponerte en manos de un médico especialista cualificado para este tipo de procedimientos.
Necesitas un profesional que no solo entienda el proceso de envejecimiento, sino que pueda determinar si será necesario un procedimiento no invasivo o invasivo para lograr los resultados deseados.

¿Tienes las cejas o los párpados flácidos? ¿Tus mejillas están hundidas o caídas? ¿Tienes el cuello lleno o arrugado? ¿Hay otras marcas o líneas en tu cara que no te gusten?

Es posible que un profesional no calificado piense que necesitas un lifting facial quirúrgico, cuando en realidad lo adecuado sea un relleno con ácido hialurónico, un tratamiento con toxina botulínica o un tratamiento de rejuvenecimiento facial con láser.

Aunque el proceso sea seguro, los resultados no serán los adecuados porque la medida aplicada no es la correcta. Los actuales procedimientos más demandados son: el lifting facial a partir de los 50 años, rejuvenecimiento de párpados, botox o toxina botulínica, relleno facial con ácido hialurónico, el tratamiento con hilos tensores o la mesoterapia, entre muchos otros.

El factor clave a la hora de elegir un procedimiento estético es ver el estado de la piel, ya que cada procedimiento está indicado para un tipo de patología o requiere de la acción combinada de diversos tipos de tratamiento de rejuvenecimiento facial.

¿Qué genera el envejecimiento facial?

El envejecimiento del rostro es natural y surge por distintas razones que terminan dañando la estructura de la epidermis. Por este motivo, el cutis empieza a mostrar marcas con el paso del tiempo, y estas pueden transformarse en arrugas, surcos o manchas.

La luz solar es una de las principales causantes del envejecimiento facial, provocando la aparición de arrugas y manchas. Cuando la piel sufre una exposición diaria a la radiación solar sin protección comienza a generar señales de envejecimiento prematuro y, en algunas ocasiones, permanentes.

Por otro lado, la pérdida del colágeno, el estrés, el alcohol, la falta de hidratación y una mala alimentación también son elementos que provocan que la piel pierda tonificación y se vuelva flácida.

Rejuvenecimiento facial antes y después

Los mejores tratamientos de rejuvenecimiento facial

Existen muchos tratamientos para prevenir y revertir los signos de envejecimiento. Cada año hay más innovaciones y nuevos estudios cosmetológicos pero, sin duda, lo más importante es siempre acudir a un profesional que te recomiende cuál es el tratamiento indicado para tu tipo de piel.

Aun así, es importante que conozcas qué tratamientos de rejuvenecimiento facial existen, por los que te explicamos los más populares, tanto en lo que respecta a lo tratamientos invasivos como a los tratamientos de rejuvenecimiento facial no invasivos:

Tratamientos invasivos

Se les conoce como tratamientos invasivos debido a que en ellos se requiere una intervención quirúrgica, por lo que sus recuperaciones son más extensas y complicadas. Entre los más usados están:

La blefaroplastia

Es una técnica quirúrgica que busca reducir el aspecto de los párpados descolgados debido al paso de los años. Con esta técnica lo que se pretende es devolver a la mirada un aspecto mucho más joven.

Esta cirugía consiste en la extracción de los pequeños núcleos de grasa que se forman bajo los párpados. Una vez hecho esto, se elimina la cantidad de piel sobrante en la zona, tanto en los párpados superiores como en los inferiores.

Es una operación que se realiza con anestesia local y que por lo general tiene una duración de entre 1 a 2 horas, dependiendo de la complejidad del proceso.

Generalmente, el paciente recibe el alta después de la intervención y mantendrá unas rutinas de cuidados especiales en las siguientes 72 horas tras la operación, siendo necesario para el proceso de recuperación la administración de fármacos analgésicos y antiinflamatorios. Estos pacientes suelen tener una recuperación de unas tres semanas, siempre y cuando sigan las recomendaciones del médico al pie de la letra.

Lifting facial

Esta es una cirugía que se usa como tratamiento de rejuvenecimiento facial, ya que a través de ella se busca eliminar toda la piel colgante o que sobra. Hay que tener en cuenta que este no es un procedimiento reversible, por lo que conviene tener muy claro que este es el tratamiento que se quiere realizar.

En este tipo de cirugía se suelen realizar varios modelos de intervenciones, ya que hay varias zonas a tratar como el lifting frontal, lifting de las zonas laterales o el lifting cervicofacial con estiramiento desde el cuello hasta la parte frontal.

Es un procedimiento que, sí requiere un ingreso clínico de uno o más días, en el que debes hacerte un tratamiento y exámenes previos a la cirugía y un tratamiento postoperatorio, ya que es un tipo de intervención en la que se hace una reubicación de músculos, grasa y piel, por lo que es necesario tener los cuidados médicos adecuados.

El lifting facial es un tratamiento que implica drenajes, vendas, suturas que se retiran posteriormente y que por un tiempo obliga a la paralización de ciertas actividades de tu rutina diaria.

La recuperación de este tipo de intervención es similar a la de una cirugía ordinaria en la que se requiere la administración de analgésicos y antiinflamatorios.

Conviene hacer especial énfasis en que este tipo de cirugías deben realizarlas exclusivamente médicos especialistas en cirugía estética, asegurándose de que cuenten con la experiencia, el conocimiento y la reputación adecuados en lo que respecta a este tipo de procedimiento.

Crema para tratamientos faciales hombre

Tratamientos no invasivos

Existen también tratamientos de rejuvenecimiento facial no invasivos o poco invasivos, es decir, que no suelen requerir de una cirugía o proceso quirúrgico como tal para poder aplicarlos.

Toxina botulínica

Conocida también bajo el nombre comercial botox, es una de las herramientas para el rejuvenecimiento facial con más éxito que se ha usado desde hace muchos años. Esta es una neurotoxina o fármaco que también es usado para fines médicos en enfermedades neurológicas.

Su uso en la medicina estética es a través de profesionales, ya que se deben usar las cantidades o dosis adecuadas para evitar efectos secundarios no deseados.

La toxina botulínica se encarga de disminuir la contracción de los músculos faciales de manera temporal, por lo que mantiene la piel tonificada y tersa. De esta manera se corrigen las arrugas y previene incluso que estas avancen.

Por lo general, el procedimiento a seguir en la aplicación de botox consiste en inyecciones minúsculas en algunos puntos estratégicos del tercio superior de la cara para, de esta manera, lograr minimizar los surcos y arrugas de expresión.

Sus efectos no son tan inmediatos y su efecto comienza a ser visible a partir de las 72 horas posteriores a la intervención.

Este tipo de tratamiento puede durar de 3 a 6 meses, sin embargo, este es un factor que depende de cada persona y de sus condiciones basales.

El paciente debe seguir las indicaciones del médico tras la intervención, como no tomar suplementos o medicaciones que afecten la coagulación antes de someterse al tratamiento e incluso el consumo de bebidas alcohólicas.

Es importante que se lleven a cabo los pasos de la recuperación por completo, ya que este tratamiento puede traer consigo algunos efectos secundarios como molestias en las zonas de las inyecciones, dolores de cabeza, malestar estomacal e incluso, aunque muy raro, síntomas similares a los de la gripe.

La mesoterapia

Este es otro de los tratamientos de rejuvenecimiento facial no invasivo que es usado para la prevención y tratamiento del envejecimiento cutáneo. Tienes que saber que existe la mesoterapia corporal y facial, y que en esta última las zonas a tratar son por lo general el cuello y la cara.

Los especialistas recomiendan este tratamiento para aquellas personas que se quieran realizar pequeños retoques de forma preventiva antes de notar la aparición de arrugas, ya que su aplicación es viable a cualquier edad.

Generalmente los productos que se usan son vitaminas, medicamentos homeopáticos para hidratar la piel y estimular la producción de colágeno, elastina y ácido hialurónico.

La frecuencia de este tratamiento es por lo general una sesión cada quince días, hasta que se completa una ronda de seis sesiones. Y los resultados los vas a ir notando dependiendo de en qué estado tengas tu piel.

El procedimiento que debe realizar un especialista consiste en la inyección a nivel superficial, no subcutáneo ni tampoco intramuscular, sino al nivel intradérmico a unos 4 mm máximo de profundidad en la zona que se va a tratar.

Como ya te hemos mencionado es un tratamiento de rejuvenecimiento facial que no suele doler, ya que las agujas utilizadas, consideradas las más finas para este tipo de tratamiento, son de aproximadamente 4 mm de longitud.

En los casos en los que el paciente presente mucha sensibilidad suele recurrirse al uso de una crema anestésica para eliminar las posibles molestias.

Tanto antes como después del tratamiento de mesoterapia es importante que cuentes con una protección solar adecuada y que mantengas una pauta cosmética adecuada para tu piel.

Ácido hialurónico

El ácido hialurónico es producido de manera natural por el cuerpo humano. Sin embargo, con el paso del tiempo la producción disminuye y es ahí cuando comienzan a surgir las arrugas y la flacidez en diferentes partes del cuerpo.

En la actualidad el ácido hialurónico es utilizado para obtener rejuvenecimiento facial y así lograr conseguir una mejor imagen del rostro. Su uso estético es aplicable a nivel corporal, aunque, por lo general, las áreas más habituales de aplicación son las zonas del rostro como pómulos, labios, nariz y ojeras.

La aplicación de este tratamiento, al igual que los otros, siempre debe estar en manos de un médico especialista bien sea médico especializado en medicina estética.

Se aplican inyecciones o infiltraciones de ácido hialurónico a distintas profundidades en función del resultado que se quiera obtener, como es el caso de la aplicación supraperióstica (sobre el hueso) en la zona de los pómulos.

Por lo general, los resultados del tratamiento de rejuvenecimiento facial con ácido hialurónico son inmediatos y naturales, pero no son permanentes,ya que suelen tener un efecto de unos 9 a 12 meses.

Puede que el uso de esta sustancia tenga algunos efectos secundarios leves, como puede ser la irritación de la piel, dolor leve en el área, sensibilidad, hematomas o durezas en la zona.

Para estos supuestos, o casos en los que fuera necesario retirar el producto y disolver sus efectos, es posible recurrir al uso de hialuronidasa, que sirve para revertir dicha aplicación.

Lifting facial sin cirugía

El lifting facial sin cirugía es un estiramiento facial en el que no se practica un procedimiento quirúrgico y en el que se busca mejorar la apariencia de las arrugas y las líneas finas. Con este procedimiento no se requiere el uso de anestesias.

Este es un tratamiento que por lo general se adapta a las necesidades particulares de los pacientes.

Una de sus principales ventajas es que el tratamiento se realiza en pocos minutos y no requiere prácticamente de un periodo de recuperación extenso.

Además, se puede aplicar en diferentes zonas para la elevación de las mejillas, mejorar el perfil de la mandíbula, en las patas de gallo, para el estrechamiento del mentón, el estrechamiento y la elevación de la nariz, un levantamiento de cejas, el perfeccionamiento del aspecto del cuello y otras zonas del cuerpo.

Su precio es mucho más reducido que el de una cirugía y es un tratamiento que suele ser muy demandado tanto por mujeres como por hombres del que se pueden encontrar varias metodologías diferentes:

Lifting con ultrasonidos

Este es un tratamiento que se basa en el uso de ultrasonidos que contribuyen a mejorar las arrugas y líneas del escote, elevando la piel del cuello y debajo del mentón.

El procedimiento consiste en que el ultrasonido estimule la producción de nuevo colágeno y elastina en las capas más profundas de la piel. Los resultados se comienzan a notar a los 3 meses y pueden durar hasta 1 año.

Lifting con radiofrecuencia

En este caso se recurre al uso de radiofrecuencia. Consiste en calentar el colágeno presente en las capas profundas de la piel. De esta manera se estimula la producción de nuevas células de la piel y el tejido subyacente, logrando dar una apariencia más lisa, con arrugas menos finas.

Es un procedimiento que suele durar 15 minutos y sus efectos suelen mantenerse entre 1 a 2 años.

Lifting facial vampírico

Conocido también como lifting facial con plasma rico en plaquetas, tratamiento que suele ser muy usado entre los más famosos de la industria del entretenimiento.

Este procedimiento consiste en sustraer el plasma rico en plaquetas de la sangre del paciente para inyectarlo posteriormente en las zonas que requieren de tratamiento.

Al aplicarlo se busca obtener un contorno más definido del rostro y dar una apariencia más suave y juvenil. Este tratamiento puede durar una hora y se notan los resultados después de unas semanas.
Así mismo, hay que tener en cuenta que no se trata de un tratamiento de rejuvenecimiento facial apto para aquellas personas que tengan algún tipo de enfermedad en la sangre o sean pacientes hepáticos.

Lifting con láser

El lifting con láser es un tratamiento de rejuvenecimiento facial por microdermoabrasión, usado para eliminar porciones de piel capa por capa, actuando en las capas más superficiales de ésta.

Mediante este procedimiento, se mejora la organización de las fibras de colágeno y elastina, la piel se va regenerando y logra generar una capa más estirada y suave, de manera que se logra reducir la aparición de arrugas y líneas finas. A su vez se suavizan las alteraciones de la pigmentación por el daño solar, unificando el tono.

Aunque el lifting con láser requiere de una primera fase con aplicación de anestesia local, no se considera una medida quirúrgica. En esa primera etapa del procedimiento, la zona es sedada para evitar molestias al introducir el láser bajo la piel para estimular la producción de colágeno y fomentar la retracción de la piel.

Lifting con ácido hialurónico

Consiste en la aplicación de diferentes densidades de ácido hialurónico en función de las zonas del rostro donde se haya perdido firmeza en los puntos de anclaje y sujeción, de manera que se consiga recuperar firmeza, volumen y elasticidad en la piel.

Además, la aplicación de ácido hialurónico como sustancia efectiva en el lifting facial permite rehidratar la piel y obtener un aspecto más fresco y rejuvenecido.

El implante de hilos tensores

Esta es una técnica de rejuvenecimiento facial sin cirugía, considerada mínimamente invasiva que consiste en la inserción de finos hilos de polidioxanona en las capas profundas de la piel.

Con los hilos tensores se logra un efecto lifting prácticamente inmediato y de manera eficaz, reduciendo de esta forma la flacidez y las arrugas en la cara y el cuello. A través de este método se logra reafirmar la piel caída fijándose a otros puntos de apoyo. Mediante los tratamientos de hilos tensores se consigue un rejuvenecimiento facial muy duradero en una sola sesión.

Lo que se busca es que cuando ya hayan pasado los meses tras haber colocado los hilos se haya generado nuevo tejido conectivo antes de que ocurra la reabsorción total de los hilos que se han implantado.

El proceso, por lo general, se hace de manera ambulatoria, de forma que no requiere un ingreso hospitalario al no tratarse de un procedimiento invasivo. Se puede usar anestesia local para hacer la inserción si hay alguna molestia en el paciente, pero por lo general no es necesaria.

Es un tratamiento incluso compatible con otros que contribuyen a rejuvenecer el rostro como la mesoterapia con ácido hialurónico o el plasma.

Lifting facial con inductores de colágeno

Se trata de una técnica especialmente indicada para pieles maduras o pacientes con una pérdida significativa de volumen facial tras una pérdida de peso notoria.
Para su aplicación se utilizan dos tipos de inductores de colágeno, la hidroxiapatita cálcica y la policaprolactona.

Tratamientos complementarios

Ya sea tras la aplicación de tratamientos invasivos o no invasivos, existen aplicaciones dermocosméticas que sirven como apoyo a los resultados medico estéticos, como el ácido hialurónico tópico.

Ácido hialurónico tópico

Uno de los métodos de uso del ácido hialurónico de forma no inyectable es el diseñado para su uso externo o tópico.
La cantidad necesaria de gel o crema con ácido hialurónico se coloca con cuidado sobre la piel de la cara, procediendo a la aplicación de un masaje circular para que el cutis absorba el producto y se estimule la circulación de la sangre en dicha zona.

En farmacias y parafarmacias puedes encontrar cremas y serums con ácido hialurónico, pero antes de usarlas es recomendable que consultes con tu dermatólogo de confianza.

Diagnóstico personalizado

Hay tanta información y procedimientos diferentes para elegir como método de rejuvenecimiento facial que lo mejor para acertar con el tratamiento correcto es asesorarse adecuadamente con un profesional médico.

El Clínica Ana Herraiz te ofrecemos acudir a una consulta médica para explicarte los diferentes tipos de tratamientos de rejuvenecimiento facial y aconsejarte sobre el procedimiento más adecuado para ti.

Llámanos y consúltanos. Somos tu clínica estética especializada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.